Planificar el estudio con la ayuda de la agenda escolar.

Planificar el estudio es una tarea fundamental para que los alumnos alcancen el éxito en sus exámenes y trabajos. Una buena herramienta para ayudarles a conseguirlo es la agenda escolar, que gracias a sus distintos apartados para organizar la información de cada asignatura, permitirá tomar las notas necesarias y hacer el seguimiento de un plan establecido.

Cuando se habla a los alumnos de planificar el estudio, es decir, organizar temario y tareas con antelación con el objetivo de un examen en una fecha concreta, buena parte de ellos desconoce cómo realizar esta actividad de manera eficaz.

A veces por falta de información previa, o tal vez por poca capacidad de organización, planificar el estudio a diario o de forma semanal resulta complejo. Esto es normalmente más frecuente en alumnos de Primaria y primer ciclo de Secundaria, donde las competencias organizativas o la falta de interés o motivación, juegan un papel crucial.

Partiendo de esta base, la agenda escolar de Imprenta Las Nieves está realizada con diferentes secciones, con un diseño simple y atractivo, para ayudar a todos los alumnos a motivarse y convertir en un hábito la práctica de planificar el estudio.

Para ello, queremos compartir una serie de recomendaciones prácticas:

Usar el espacio de cada día de la semana a diario

Tal vez pueda resultar redundante, pero es cierto que muchos alumnos dejan días de la semana de la agenda en blanco, ya sea por desinterés o por despiste.

Es importante hacer hincapié en que se debe usar la agenda cada día, apuntando todas las indicaciones que dicten los profesores: tareas para el próximo día o para días posteriores, fechas de exámenes o de entrega de trabajos.

  1. En el caso que un día no se tenga “nada que apuntar”, es preferible poner algunas notas como las siguientes:
  2. Sin tareas.
  3. Repasar el tema de _______ (indicar la asignatura).
  4. Hacer repaso general del día.

Avisos y marcadores

Dado que la mayoría de los exámenes se ponen con varios días o semanas de antelación, es conveniente apuntar en la agenda ciertos avisos de que la fecha indicada se acerca.

Para ello, se puede hacer uso de marcadores, como notas adhesivas o textos escritos en un color llamativo. Por ejemplo, si tenemos un examen el día 20 y se informa el día 10, se puede poner la información de dicho examen el mismo día 20, pero también el 17 (3 días antes) y el 13 (una semana antes).

De esta forma se podrá hacer un seguimiento y se tendrá sobre aviso el estudio que debe hacerse con antelación.

Planificar el estudio usando la agenda escolar

Diseñar un horario para el estudio

La agenda escolar cuenta con un apartado para el horario de clases ordinario; pero también cuenta con una parte de “actividades extraescolares”.

Este apartado es muy útil para tener el horario completo para las tardes. En él se incluirán todas aquellas actividades extraescolares que tengan los alumnos (deporte, música, idiomas…), pero también el horario para el estudio.

Este es el espacio adecuado para organizar el tiempo dedicado a realizar deberes y a estudiar cada día. Para ello el horario de estudio debe ser constante y coherente, es decir, que cada día se reserven las mismas horas y un mismo espacio/tiempo (en la medida de lo posible).

El horario de estudio ideal deberá contemplar un tiempo diario de entre 30 minutos y 3 horas aproximadamente, dependiendo del nivel escolar. A partir de 2 horas de estudio diarias, es recomendable contar con descansos de entre 5 y 10 minutos por cada hora de actividad, de manera que el estudiante pueda despejarse y mejorar su concentración.

El plan de estudios perfecto

Para conseguir planificar el estudio con los mejores resultados lo primero que hay que tener en cuenta es hacer una gestión responsable del horario semanal, tal y como vimos en el último artículo. [enlace al artículo nº 8]

  • El plan de estudios perfecto debe incluir todas las indicaciones necesarias relacionadas con el estudio, teniendo en cuenta el número de asignaturas, su dificultad y el tiempo del que se dispone. Estas indicaciones serán:
  • Listado de asignaturas y nivel de dificultad.
  • Tiempo real disponible (a diario / en la semana).
  • Tiempo real necesario (para cada materia, según nivel de dificultad).
  • Calendario de fechas de exámenes y entrega de trabajos.

Además, es muy importante considerar las condiciones del espacio donde se llevarán a cabo las actividades y el estudio. Ante todo, deberá ser un lugar bien iluminado, ordenado y tranquilo, que favorezca la concentración.

Planificar el estudio usando la agenda escolar

Cómo hacer un buen plan de estudios

Para terminar os compartimos estos consejos para realizar un buen plan de estudios:
Organiza el material de trabajo.

  • Realiza una distribución flexible del tiempo.
  • Ten presente las dificultades de la materia a trabajar.
  • Averigua tu ritmo personal de trabajo.
  • Alterna asignaturas para evitar el cansancio y la desconcentración.
  • Empieza por las tareas más difíciles y complicadas.
  • Memoriza datos, compréndelos y asimílalos.
  • Realiza una valoración de la comprensión y/o memorización al finalizar cada tema o apartado.

Otras entradas relacionadas:

Cómo personalizar la contraportada de la agenda escolar.

Normalmente, lo primero que se ve al coger una agenda escolar es la portada. Pero a veces, hay quienes por hábito o costumbre, prefieren empezar la agenda por el final. En estos casos, la contraportada es la protagonista de la agenda y bien va a merecer un diseño...

Educar en el buen uso de la agenda escolar.

Educar en el buen uso de la agenda escolar.
Durante la etapa educativa, los alumnos deben adquirir dos competencias fundamentales: saber organizarse y planificar el trabajo. La agenda escolar es la herramienta más adecuada para conseguirlo, por ello se hace imprescindible educar en el buen uso de ella.

¿Necesitas una Agenda Escolar Personalizada? Mira nuestras ofertas.